Mix Político

Bolsonaro y Haddad van a una segunda vuelta

Bolsonaro y Haddad van a una segunda vuelta

Jair Bolsonaro sumó un 46,26 % de los votos en las elecciones presidenciales de Brasil, según datos oficiales con un 99 % de los sufragios escrutados, que confirman que disputará una segunda vuelta con el candidato del PT  Fernando Haddad, que acumuló un 28,95 %.

Jair Bolsonaro
Unas 3.000 personas asistieron al acto de lanzamiento de la candidatura de Jair Bolsonaro. (Getty Images)

La segunda vuelta se llevará a cabo el 28 de octubre próximo, según el calendario electoral.

Haddad se convirtió candidato por el Partido de los Trabajadores (PT), al no poder presentarse el ex presidente Luiz Inácio Lula da Silva.

Fue la elección con mayor grado de polarización, virulencia e incertidumbre desde la restauración de la democracia en Brasil, en 1985.

Por otra parte, la ex presidenta brasileña Dilma Rousseff, del PT, perdió la elección para un escaño en el Senado por el estado de Minas Gerais al quedar en cuarta posición con un 15,04 % de los votos.

Bolsonaro: odiado y amado

Cuando oficializó su postulación presidencial, el pasado mes de julio, Bolsonaro, de 63 años, prometió “rescatar Brasil”, pero el candidato de la derecha brasileña genera inquietud entre sus detractores, que protagonizaron masivas movilizaciones en su contra.

Ele nao Bolsonaro
Miles de mujeres protestaron en las calles contra la candidatura de Jair Bolsonaro (Getty Images)

Bolsonaro, parlamentario y excapitán del ejército, es una figura muy polémica y ha provocado indignación con comentarios homofóbicos y misóginos.

Sus controversiales posturas sobre temas sociales y políticos le han ganado el apoyo de millones de brasileños, pero también le han generado una imagen muy negativa entre otros sectores de la población.

El 29 de septiembre tuvo lugar en Brasil la mayor movilización de mujeres de la historia del país. La razón: manifestarse contra Jair Bolsonaro bajo el eslógan de “Ele Não” (“Él no”).

Sus comentarios misóginos provocaron el rechazo de muchos en Brasil. Una vez le dijo a una congresista que era tan fea que no valía la pena violarla.

Bolsonaro aboga por hacer frente a la inseguridad adoptando leyes menos estrictas para el control de armas y cuenta con el respaldo de millones de cristianos evangélicos, que le apoyan por su postura radical en contra del aborto.

Además ha defendido la tortura y la aplicación de la pena de muerte.

Sus posturas ha podido dejarlas claras a lo largo de más de 30 años de años de carrera parlamentaria.

“Estoy a favor de la dictadura. Jamás resolveremos los graves problemas nacionales con esta democracia irresponsable”, proclamó Bolsonaro en 1993.

En referencia a los residentes de barrios pobres, principalmente afrodescendientes, Bolsonaro aseguró durante el año 2017 que “no sirven ni para procrear”.

Esto derivó en una denuncia en su contra ante el Ministerio Público y en una posterior condena judicial por daños morales colectivos a esas comunidades y a la población negra en general.

Mientras que en 2011, en una entrevista publicada por la revista Playboy en 2011, afirmó que sería “incapaz de amar a un hijo homosexual” y que preferiría que un hijo semejante “muriera en un accidente”.

De candidatura descabellada a ganar la primera vuelta

No hace mucho tiempo, la mayoría de los comentaristas en Brasil consideraban que la candidatura de Bolsonaro era descabellada, pues lo veían como alguien demasiado incendiario. En ese entonces, algunos observadores y estrategas políticos veteranos pensaban que su atractivo menguaría cuando la campaña empezara de manera oficial, en agosto.

Sin embargo su popularidad siguió aumentando, especialmente luego del confuso episodio en el que fue apuñalado en un acto de campaña durante el mes de septiembre.

 

 

 

 

Con información de BBC Mundo y Télam

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.