El mundo del terror: atentado sangriento en Kabul

Al menos 80 muertos en un atentado cercano a la embajada de Alemania ubicada en Kabul

Al menos 80 muertos en un atentado cercano a la embajada de Alemania ubicada en Kabul. (AP Photos/Rahmat Gul)

Al menos 80 muertos y 350 heridos por un atentado con coche bomba en Kabul

Al menos 80 personas murieron y 350 resultaron heridas en un atentado con coche bomba perpetrado hoy en una zona de alta seguridad de Kabul cerca del Palacio Presidencial, donde se encuentran varias embajadas y edificios del Gobierno, según el último recuento del ministerio de Salud Pública afgano.

La explosión se produjo hacia las 08.25, hora local (00.55 en Argentina), en el Distrito Policial 10, cerca de la plaza Zanbaq en una zona cercana a las embajadas de Alemania, Turquía y Japón, precisó otro representante ministerial, Wahidullah Majroh.

El portavoz de la Policía de Kabul Basir Mujahid indicó que las primeras investigaciones apuntan a que el vehículo, un pequeño camión del servicio de alcantarillado, fue cargado de explosivos y detonado en una zona de gran concurrencia de tráfico.

Atentado en Kabul - AFP

“El objetivo no está aún claro, pero fue cerca de la Embajada de Alemania”, indicó el portavoz policial, al señalar que la zona está acordonada y continúan las investigaciones.

La potente detonación, que se escuchó en varias zonas de la ciudad, se registró en pleno mes sagrado de Ramadán y en plena hora punta de ingreso a los edificios de oficinas, ya que durante esta época la gente entra una hora más tarde a trabajar.

Alrededor de una treintena de vehículos que circulaban por el lugar sufrieron el impacto de la explosión, según fuentes policiales.

Hasta el momento, ningún grupo armado se ha atribuido el ataque

El presidente de Afganistán, Ashraf Gani, pidió la semana pasada a todos los grupos insurgentes que respetaran la celebración del mes sagrado y detuvieran sus acciones armadas.

Sin embargo, ya el pasado domingo los talibanes cometieron un atentado con coche bomba en una parada de autobús en Khost (sureste) causando 13 muertos y 8 heridos, en su mayoría militares, en el primer día del Ramadán.
Al menos 80 muertos y 350 heridos por un atentado con coche bomba en Kabul.

Los dos últimos ataques de envergadura con bomba en Kabul, el último de ellos a principios de mes y ocurridos también en el área diplomática, fueron reivindicados por el ISIS.

El Ejecutivo afgano ha ido perdiendo terreno ante los talibanes y otros grupos insurgentes desde el final de la misión militar de la Alianza Atlántica y en este momento apenas controla un 57 % del país, según información de Washington.

Fuente: EFE

¿Viene la III Guerra Mundial?

Tercera Guerra Mundial>Por Claudio Fantini

La primera se desprende de las dos conflagraciones anteriores calificadas como “mundiales”. En ambos casos, la calificación surgió de una cuestión numérica: una gran cantidad de países fueron parte del conflicto.

Hoy es poco probable que ese formato se repita. Quienes quieren, como el Papa, ver tal rasgo en la guerra civil de Siria porque involucra a varios países, deben tener en cuenta que algo similar ocurrió en la guerra civil libanesa. Tampoco se habló de Guerra Mundial durante la trágica desintegración de Yugoslavia.

La otra posibilidad que justificaría la calificación de “mundial” para un conflicto actual, sería un choque nuclear entre dos potencias. De hecho, durante la Guerra Fría fue ese fantasma el que se adueñó del título Tercera Guerra Mundial. ¿Existe ese peligro? Ciertamente, con Trump en la Casa Blanca, Putin en el Kremlin y Kim Jong-un en el Palacio del Sol, no es fácil descartar un duelo nuclear. Pero la aún vigente Doctrina de la Destrucción Mutua Asegurada resta probabilidad a semejante riesgo.

Lo que más temen hoy las superpotencias no es un ataque con ojivas atómicas o neutrónicas. El riesgo más temido, en particular para Washington, es un devastador ciberataque. De haber una III Guerra Mundial, lo más probable es que sea cibernética. Del mismo modo que ya no existen los espías que existieron hasta la Guerra Fría, porque han sido reemplazados por los ciberespías, la guerra entre superpotencias se desarrollaría en el ciberespacio. Los espías de hoy no portan armas ni microfilms, sino laptops. El espionaje ya no tiene personajes como James Bond o los de las novelas de John Le Carre, sino como Edward Snowden. Los mayores daños causados por espías a Estados Unidos, los infligieron los ciberespías de China y de Rusia, además de Julian Assange con Wikileaks. La pesadilla del Pentágono no es una lluvia de misiles, sino un ataque cibernético que paralice las centrales nucleares, hidro-eléctricas y termoeléctricas, dejando sin energía el país. O que un ataque masivo a las redes haga caer el sistema a nivel nacional. La consecuencia sería un caos como el que no podría causar a Estados Unidos ningún ataque con ejércitos, aviaciones o misiles.

 

EL PAÍS (URUGUAY)

Marine Le Pen ganó un primer round contra Emmanuel Macron en una “emboscada” política

La visita a una fábrica Whirlpool que será trasladada a Polonia terminó con un revés para el candidato centrista. Los obreros en huelga la ovacionaron a ella y lo abuchearon a él.

Marine Le Pen fue recibida por los obreros en huelga de Whirlpool (AFP)

Marine Le Pen fue recibida por los obreros en huelga de Whirlpool (AFP)

El paseo que el socioliberal Emmanuel Macron podía esperar hacia el Palacio del Elíseo comenzó el miércoles de la peor de las formas posibles para él, con una hábil maniobra política de su rival, la ultraderechista Marine Le Pen, que lo dejó fuera de juego con una inesperada visita a una fábrica.

Por sorpresa y demostrando la cintura política que siempre se le ha atribuido, Le Pen apareció junto a los trabajadores en huelga de la fábrica de Whirlpool en Amiens, que será deslocalizada, mientras Macron se reunía a puerta cerrada con los sindicatos en la Cámara de Comercio.

El poder de la imagen fue devastador: el baño de masas de la ultraderechista, entre ‘selfies’ a las puertas de la planta y gritos de “¡Marine presidenta!”, difundido al mismo tiempo que la reunión de un Macron aflijido frente a una magra representación sindical.

El problema de la fábrica de Amiens, que además es su ciudad natal, ha supuesto una piedra en el zapato para Macron desde que se conociera en enero que Whirlpool planea trasladar su producción a Polonia.

Con 290 empleos fijos en el alero, el ex ministro de Economía aceptó reunirse con el comité intersindical de la planta, pero no visitar a los huelguistas junto a la fábrica.

Le Pen, que tiene en el voto obrero uno de sus principales caladeros de cara a la segunda vuelta de las elecciones el próximo 7 de mayo, no dudó en aprovechar la situación.

“Que Macron venga aquí no para reunirse con los huelguistas sino a no sé qué sala de la Cámara de Comercio, para reunirse con dos o tres personas, es una demostración tal de desprecio que he decidido salir de mi consejo estratégico para venir a Amiens”, espetó Le Pen ante las cámaras.

El socioliberal intervino al finalizar la reunión para defender su encuentro con los sindicatos y atacar la “utilización política” que a su juicio hizo su adversaria del conflicto social.

“El proyecto de Le Pen no arregla nada de la situación de Whirlpool. ¿La salida de la Unión Europea? Si ella es elegida, esta fabrica cerrará”

“El proyecto de Le Pen no arregla nada de la situación de Whirlpool. ¿La salida de la Unión Europea? Si ella es elegida, esta fabrica cerrará, como muchas otras en Francia”, consideró.

Macron hablando con los medios después de la llegada sorpresiva de Marine Le Pen (Reuters)

Macron hablando con los medios después de la llegada sorpresiva de Marine Le Pen (Reuters)

Más tarde, forzado por la acción de la ultraderechista, acudió en persona a ver a los huelguistas, que lo recibieron entre abucheos y duras críticas.

Rodeado por los trabajadores -entre los que había miembros del Frente Nacional de Le Pen, según los medios franceses-, Macron argumentó que no puede “prohibir a una empresa cerrar una fábrica, porque eso no es posible. Si no, ninguna empresa más vendría a invertir en Francia”.

Para cerrar este primer asalto, la candidata -que fue la segunda más votada, tras Macron, en la primera vuelta del pasado domingo- emitió un comunicado con sus propuestas para evitar la fuga de empresas, entre ellas tasar al 35% cualquier producto que salga de una fábrica deslocalizada y que sea vendido en el mercado francés.

A la espera de convencer a Whirlpool para no dejar Francia o de encontrar a un socio industrial que conserve los empleos, Le Pen se comprometió a nacionalizar la planta “si es necesario”.

En un mitin en Arras, en el norte de Francia, Macron criticó esa idea de su rival, a la que tildó de “demagoga”, y aseguró que hará campaña en todos los feudos en los que la ultraderechista tiene amplio apoyo, especialmente zonas rurales del noreste y el sureste del país.

“No silbéis a Le Pen, id a combatirla, a convencer a la gente en sus casas”, dijo a sus seguidores, quienes blandieron en el acto banderas francesas y de la Unión Europea al grito de “Macron presidente”.

La jugada de Mélenchon

Este cruce de espadas, que ha sido calificado en Francia como el comienzo real de la campaña de la segunda vuelta, marcó una jornada en la que también se conoció que el izquierdista Jean-Luc Mélenchon, cuarto en la primera ronda, no hará público su voto en la segunda.

El líder de La Francia Insumisa ha recibido duras críticas por no participar en el “frente republicano” para frenar el paso a Le Pen, a las que se sumó el propio Macron.

“Sus votantes (de Mélenchon) se merecen algo mejor”, dijo el ex ministro.

La Francia Insumisa ha abierto una consulta entre sus bases para decidir si pide el sufragio en la segunda vuelta para Macron, el voto en blanco o la abstención, mientras que votar por Le Pen “no es una opción”.

Quien sí manifestó su apoyo a Macron fue el ex presidente conservador Nicolas Sarkozy.

“Es una elección responsable que no significa en ningún caso un apoyo a su proyecto”, afirmó en Facebook el jefe de Estado entre 2007 y 2012, quien alertó de que el proyecto de Le Pen, que aspira a abandonar el euro, tendrá “gravísimas consecuencias para el país y para los franceses”.

 

EFE

Venezuela afirmó que dejará la OEA

En medio de la conmoción producida por manifestaciones a favor y en contra del gobierno, la canciller de Venezuela, Delcy Rodríguez, indicó que su país iniciará el trámite de alejamiento del organismo regional. El proceso demora alrededor de un año.

En Venezuela se han llevado a cabo protestas en contra de la OEA y de su secretario general, Luis Almagro. (EPA)

El Consejo Permanente de la Organización de Estados Americanos (OEA) convocó a una reunión de ministros de Relaciones Exteriores para evaluar la situación en Venezuela, en una fecha que no fue definida. El Gobierno de Nicolás Maduro salió a responder al organismo: rechazó toda iniciativa de la OEA y anunció que se va de la organización. “El día de mañana (por hoy) presentaremos la carta de renuncia a la OEA e iniciaremos un procedimiento que tarda 24 meses”, dijo la canciller venezolana Delcy Rodríguez, en una declaración transmitida por la televisión oficial. Según la carta orgánica de la OEA, Venezuela debe esperar dos años y pagar el dinero que adeuda –8,7 millones de dólares– antes de quedar desligada del ente. En el marco de las negociaciones que se llevan a cabo para descomprimir la tensión, El Salvador será sede el 2 de mayo de una reunión extraordinaria de cancilleres de los países de la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños (Celac), a pedido de Caracas, para abordar la crisis en el país caribeño. Diecinueve países, entre ellos Estados Unidos, México, Argentina y Brasil, votaron a favor de la convocatoria al encuentro extraordinario de urgencia que tendrá lugar en Washington. Fueron uno más de los necesarios para que se aprobara el encuentro, rechazado por Venezuela como un acto hostil. La reunión de ministros supone una escalada en la presión al Gobierno de Maduro en el seno de la organización panamericana.

Venezuela había advertido que si se convocaba a la reunión de cancilleres, el país dejaría la OEA. “Si esa reunión ocurre y se toma alguna decisión contra Venezuela, nosotros ya entendemos que la organización se doblegó a los mandatos del imperio”, dijo el embajador venezolano ante la OEA, el viceministro de Exteriores Samuel Moncada, refiriéndose a Estados Unidos.

Caracas defiende, en cambio, que se hable de su situación en la reunión de ministros de Exteriores convocada el 2 de mayo en El Salvador, a pedido de la canciller venezolana. La Celac está compuesta por los mismos países que se reúnen en la OEA más Cuba, con la excepción de Estados Unidos y Canadá.

Por su parte, expertos en libertad de expresión de Naciones Unidas (ONU) y de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) rechazaron la censura en Venezuela, al igual que la detención de periodistas que cubren las marchas en el país. “Exhortamos al Gobierno de Venezuela a que libere de inmediato a todos los detenidos por ejercer el periodismo y sus derechos de opinión y expresión”, reclamaron en un comunicado conjunto el relator especial de la ONU sobre el derecho a la libertad de opinión y de expresión, David Kaye, y su homólogo en la CIDH, Edison Lanza.

Por otro lado, Amnistía Internacional (AI) denunció la proliferación de detenciones arbitrarias en Venezuela para “acallar a la disidencia política”, según el informe “Silencio a la fuerza” que la ONG difundió ayer en México. AI recogió varios casos que muestran “las tendencias graves de violaciones de derechos humanos en detenciones arbitrarias por motivos políticos”, explicó en una entrevista la directora para las Américas de Amnistía, Erika Guevara-Rosas.

Por su parte la abogada Tamara Sujú, promotora de una demanda por torturas presentada contra Venezuela ante la Corte Penal Internacional (CPI), manifestó ayer su convicción de que ya existen suficientes pruebas para que la acción prospere. “Confío en que todo el material presentado a la CPI en La Haya demostrará que en Venezuela se ejerce desde años un tipo de control social a través de la tortura y el terror”, dijo la abogada durante una visita a Brasil, donde fue recibida por autoridades del Parlamento y el gobierno de Michel Temer.

 

P12

La última chance para la democracia venezolana

América latina debe prepararse para apoyar el cambio que le permita a Venezuela salir de su trágica situación.

Mujer detiene blindado en Venezuela

Mujer detiene blindado durante las protestas (Manaure Quintero)

>Por Andrés Malamud y Aníbal Pérez-Liñán*

Treinta mil. Es el número de muertes violentas ocurridas en Venezuela en 2016. Los argentinos comprenden la gravedad de este número. Los informes del Observatorio de Violencia permiten anticipar que en 2017 Venezuela arrebatará a El Salvador el cetro de país más violento del mundo.

No siempre fue así: hacia 1998, cuando Hugo Chávez ganó las elecciones, se registraban “sólo” 4500 homicidios anuales y el mal ejemplo de la región era Colombia. Es cierto que la sociedad venezolana, entonces empobrecida y colérica, ya no era el paraíso democrático de antaño; pero nadie podía imaginar que la pesadilla recién comenzaba.

La historia latinoamericana está surcada de golpes y bancarrotas; y, sin embargo, lo que hoy ocurre en Venezuela es sorprendente. Ni la dictadura cubana ni el colapso argentino de 2001 se le equiparan: en Cuba hay orden público y en la Argentina hubo rebote económico. Ninguno de estos consuelos se yergue en el horizonte venezolano.

La Universidad Católica Andrés Bello estimó el año pasado que el 82% de los venezolanos se encuentran por debajo de la línea de pobreza. En 1998, cuando el colapso del neoliberalismo catapultó a Hugo Chávez a la presidencia, el nivel de pobreza estaba cercano al 50%. El 52% de los venezolanos sufre hoy pobreza extrema; en 1998, la pobreza extrema se hallaba por debajo del 30%.

Las estadísticas apenas pueden resumir las dificultades de la vida diaria. En Venezuela el salario mínimo representa 37 dólares por mes. Conseguir un paquete de arroz en el mercado negro cuesta casi 2 dólares. Una colega, profesora asociada en una de las principales universidades públicas, gana el equivalente de 60 dólares mensuales. “Ese monto alcanza sólo para dos mercados -confiesa-. Hace tiempo que no vivo de mi salario.” El ingreso mensual no alcanza para cubrir los costos de alimentación en más del 90% de los hogares venezolanos. En un estudio reciente, más del 74% de los entrevistados aseguraron que habían perdido peso -más de ocho kilos en promedio- durante el año pasado.

Hace apenas dos años, la mayor parte de las familias tenía acceso al consumo de pollo o carne. Hoy en día, apenas una minoría puede adquirir estos productos de lujo. La leche, el café y los huevos son todavía más difíciles de encontrar. La quinta parte de la población se saltea el desayuno y un tercio come dos veces por día o menos. Los emigrados que regresan del exterior para visitar a sus familias saben qué llevar de regalo: alimentos, medicinas y -cuando el espacio en las valijas lo permite- papel higiénico.

La escasez pone a prueba la cohesión social y los lazos familiares de manera cotidiana. Algunos meses atrás, un buen amigo recibió un preciado regalo: un frasco de Nutella, cuyo valor de mercado equivalía quizás a la mitad de su salario mensual. Esa noche mostró a su familia el trofeo al llegar a casa. Cuando despertó en la mañana, el frasco de Nutella estaba vacío. Durante semanas, en la familia no se dirigieron la palabra. Imaginen los estragos que causaría un frasco de dulce de leche.

Resulta difícil entender cómo el país llegó a esta situación. Venezuela es uno de los principales productores de petróleo del planeta, y disfrutaba de una democracia sólida en los años setenta, cuando América latina estaba oprimida por dictaduras militares. Hoy en día, su vida política ha retrocedido a los años cincuenta. Las elecciones están suspendidas, la gente clama en las calles por la caída del gobierno y los militares se han convertido en el árbitro del juego político. Si los generales anunciaran mañana la decisión de no reprimir al pueblo bolivariano, el gobierno de Maduro colapsaría en cuestión de horas. Es difícil anticipar, sin embargo, quién se beneficiaría con este golpe interno.

Quizá lo más triste es que la lenta agonía de la democracia venezolana se incubó con ayuda del voto popular. El chavismo ganó elecciones durante quince años, sólo comenzó a mostrar cierta debilidad electoral a partir de 2007 y perdió las mayorías nacionales de manera definitiva apenas en 2015. Así como los demócratas comprometidos no dudan en afirmar que los males de la democracia se curan con más democracia, los chavistas comprometidos no dudaron en creer que los males del socialismo del siglo XXI se curaban con más socialismo del siglo XXI. Pero, a diferencia de la democracia liberal, el modelo venezolano no permite la corrección de los errores por medio de la alternancia partidaria.

La experiencia venezolana enseña que los políticos que reciben un cheque en blanco terminan por girar en descubierto contra la cuenta del voto popular. En Bolivia, Evo Morales ganó cómodamente tres elecciones presidenciales, hasta que una estrecha mayoría del electorado rechazó la reelección indefinida en el referéndum del año pasado. Ahora, Morales sostiene que fue derrotado “gracias a las mentiras de la derecha” y busca la manera de deshacer el resultado.

El continuismo no es un vicio exclusivo de la izquierda ni se limita a América latina. En Paraguay, el presidente Cartes buscó una enmienda constitucional que permitiera la reelección, un tabú desde la era de Stroessner. En Turquía, los votantes acaban de apoyar un cambio constitucional que desmantela el sistema parlamentario y permite a Recep Erdogan ser reelegido hasta 2029.

Si a la trágica situación venezolana se llegó por elecciones, la salida también las exige, pero no alcanza con ellas. Las elecciones son condición necesaria pero insuficiente porque el tejido social y la estructura productiva no se reparan en un domingo de urnas.

Para pensar el futuro de Venezuela, las teorías sobre transición democrática se quedan cortas. El legado de la revolución bolivariana se asemeja al de sociedades afectadas por una guerra civil, tal es el grado de destrucción resultante. Por eso, además de negociar las futuras reglas de juego, víctimas y victimarios deberán acordar los límites del castigo a los culpables y la reparación a las víctimas.

En Sudáfrica, el caso emblemático de reconciliación posconflicto, se destacaron tres elementos: un líder aperturista en el gobierno (Frederik de Klerk), un líder moderado en la oposición (Nelson Mandela) y el apoyo masivo de la comunidad internacional. Hay opositores venezolanos que están ansiosos por jugar el rol de Mandela, pero aún no se vislumbra quién sería el De Klerk que liderara el cambio de régimen desde adentro. Tampoco está claro que la comunidad internacional tenga la voluntad, o la capacidad, de sostener un cambio pacífico y la reconstrucción interna del país.

Pese a todo, el liderazgo de Luis Almagro desde la Organización de Estados Americanos (OEA) ofrece pistas para una salida. Las organizaciones subregionales como Unasur, Mercosur y ALBA se han mostrado incapaces, por debilidad o parcialidad, de mediar en el conflicto. En cambio, el coraje visionario del ex canciller de Pepe Mujica logró transformar la OEA en posible catalizador de una nueva ola democratizadora.

Sólo la acción concertada en la OEA puede contrarrestar la potencia avasallante de algunos miembros, como Estados Unidos, y la impotencia paralizante de otros, como Brasil. La región debe prepararse para apoyar el cambio en Venezuela. La gente ya está en las calles. Los moderados del régimen bolivariano tienen hoy, quizás, la última oportunidad para negociar una transición pacífica.

 

*Politólogos. Malamud es profesor de la Universidad de Lisboa y Pérez Liñán, de la de Pittsburgh

LA NACIÓN

“Nos defenderemos con la poderosa fuerza de las armas”: la advertencia de Corea del Norte luego del envío de portaviones de EE.UU.

Crisis en Asia. Se intensifica el conflicto con Corea del Norte. Pyongyang alega que está siendo provocado por ejercicios conjuntos entre Estados Unidos y Corea del Sur

El portaviones Carl Vinson (centro) escoltado por otros barcos de guerra

El portaviones Carl Vinson (centro) escoltado por otros barcos de guerra. AFP

Corea del Norte se dijo lista a defenderse con la “poderosa fuerza de las armas” en respuesta al envío por parte de Estados Unidos de un grupo naval de ataque a la península coreana.

El Ministerio de Relaciones Exteriores dijo que el despliegue demostraba “imprudentes medidas para una invasión” que habían “alcanzado una fase seria”, según informó la agencia estatal KCNA.

El Comando del Pacífico de EE.UU. comunicó que su objetivo es mantener un estado de preparación en la región.

El presidente Donald Trump ha dicho que EE.UU. está preparado para actuar unilateralmente contra la amenaza nuclear de Corea del Norte.

Entretanto, Corea del Sur y China -éste último el aliado más cercano de Pyongyang- han advertido de más estrictas sanciones si los norcoreanos realizan más pruebas de misiles.

El Grupo de Ataque Carl Vinson está compuesto de un portaviones y otros barcos de guerra. Tenía programado hacer escala en Australia pero desvió su curso de Singapur hacia el Pacífico occidente, donde recientemente participó en ejercicios con la Marina de Corea del Sur.

“Responsabilizaremos por completo a EE.UU. de las consecuencias catastróficas conllevadas por sus excesivas acciones”, dijo el comunicado del Ministerio de Exteriores citado por KCNA.

Corea del Norte ha realizado una serie de pruebas de misiles en los últimos meses

Corea del Norte ha realizado una serie de pruebas de misiles en los últimos meses. EPA

“La RPDC está preparada para reaccionar a cualquier tipo de guerra que EE.UU. desee”, leyó el comunicado.

El despliegue naval de EE.UU. demostró que Corea del Norte tuvo razón en desarrollar una capacidad de armas nucleares para su defensa propia o ataque preventivo, añadió el comunicado.

“Fuertes medidas”

El lunes, el enviado de China a la península coreana, Wu Dawei, se reunión con el ministro de exteriores de Corea del Sur y un alto consejero nuclear. Funcionarios coreanos comentaron a los periodistas que ambos países acordaron aplicar “fuertes medidas adicionales” si Corea del Norte realiza más pruebas nucleares o de misiles.

China, que es el salvavidas económico de Corea del Norte, ya ha impuesto sanciones económicas, incluyendo una prohibición total de importaciones de carbón norcoreano desde febrero. Entretanto, Corea del Sur, EE.UU. y Japón tienen programada una reunión ,más tarde este mes, para coordinar una respuesta conjunta a Corea del Norte, informó la agencia surcoreana Yonhap.

Pyongyang ha realizado varias pruebas nucleares y los expertos vaticinan que podrá haber más en el futuro a medida que se acerca a desarrollar una ojiva nuclear que podría alcanzar territorio estadounidense. Corea del Norte ha dado indicaciones que podría hacer una prueba de un misil intercontinental, aunque las resoluciones de la ONU le prohíben cualquier tipo de pruebas. Pyongyang alega que está siendo provocado por los ejercicios militares entre EE.UU. y Corea del Sur, que interpreta como preparaciones para una invasión.

 

BBC MUNDO

Reino Unido comienza el divorcio de la UE

La canciller alemana, Angela Merkel, echó el primer balde de agua fría al rechazar negociar un acuerdo de libre comercio al mismo tiempo que la separación, como pidió en su carta la primera ministra británica.

Donald Tusk, presidente del Consejo Europeo, recibió la carta de manos del embajador británico en la UE, Tim Barrow. (Imagen: AFP)

La primera ministra británica, Theresa May, pidió ayer unidad a su pueblo al iniciar la salida de la Unión Europea (UE) que tildó de irreversible. El Parlamento del Reino Unido invocó el Artículo 50 del Tratado de Lisboa que da inicio a las negociaciones para abandonar el bloque. Sin embargo, la estrategia de apertura recibió críticas por parte de los principales políticos europeos.

En lo que analistas políticos calificaron como el discurso más pro-europeo que pronunció como primera ministra, May confirmó ante la Cámara de los Comunes (baja) que el embajador británico en la UE, Tim Barrow, entregó al presidente del Consejo Europeo, Donald Tusk, la carta que ella firmó anteayer, y gatilló el proceso de salida de Reino Unido del bloque europeo. “De acuerdo con los deseos del pueblo, el Reino Unido abandona la UE. Este es un momento histórico del cual no puede haber vuelta atrás. El proceso está en marcha”, afirmó la primera ministra y agregó que el Reino Unido inicia un viaje trascendental al activarse el Brexit e instó a la unidad del país de cara a las negociaciones con el bloque.

En su declaración, May aseguró, además, que quiere una “nueva, especial y profunda asociación con la UE, y que el Reino Unido sea un país que trascienda las fronteras de Europa”. La líder conservadora consideró que dejar la UE le ofrece al Reino Unido una oportunidad única. “Es la oportunidad de esta generación de construir un futuro mejor”, aseguró. Asimismo, prometió defender lo antes posible los derechos de los ciudadanos comunitarios que viven en el Reino Unido y negociar con la UE teniendo en cuenta los intereses de todas las regiones: Inglaterra, Escocia, Irlanda del Norte y Gales. En la misiva a la UE, May escribió: “Ahora Gran Bretaña podrá tomar sus propias decisiones y tener sus propias leyes y tomar el control de las cosas que más nos importan”.

Apenas finalizado el discurso de la primera ministra, desde Bruselas el Consejo Europeo lamentó la decisión del Reino Unido de abandonar la UE.

“Lamentamos que el Reino Unido salga de la Unión Europea, pero estamos listos para el proceso que ahora vamos a tener que continuar”, fue la respuesta inicial del Consejo Europeo a la activación del Artículo 50. El organismo dejó en claro que para la UE el primer paso será ahora trabajar en las instrucciones para establecer los principios generales y las posiciones con los cuales la Comisión Europea negociará con el Reino Unido.

Tusk dijo: “Ya los extrañamos, pero gracias, y adiós”. A su vez, se refirió a una declaración de ese organismo en la que tomó nota de la recepción de la carta de Theresa May, que activa el Brexit, y subrayó que el bloque actuará unido. La primera prioridad, apuntó, será minimizar la incertidumbre causada por la decisión de Reino Unido a los ciudadanos, empresas y Estados miembros. “No hay ninguna razón para pretender que es un día feliz aquí o en Londres”, dijo Tusk, quien subrayó que la mayoría de los europeos y cerca de la mitad de los británicos deseaban permanecer juntos. Adelantó que el proceso de negociación consistirá en esencia en un control de daños y subrayó que el objetivo de la UE es minimizar el costo para los ciudadanos, empresas y Estados miembros.

Como primera respuesta al Artículo 50, se filtró un documento que muestra una posición más dura del Parlamento Europeo contra el acuerdo de transición para amortiguar la salida del Reino Unido después del 2019 y le pone un límite de tres años, según publicó el diario británico The Guardian. Se trata de una resolución que también dice que “no a un acuerdo de libre comercio en los próximos dos años”, consigna el diario.

Mientras que la jefa de gobierno alemán, Angela Merkel, echó el primer balde de agua fría al rechazar negociar un acuerdo de libre comercio al mismo tiempo que el divorcio, como May pidió en su carta. “Antes habrá que clarificar en las negociaciones como desligar las estrechas imbricaciones entre la UE y el Reino Unido”, dijo la líder alemana.

Por su parte, el líder laborista, Jeremy Corbyn, en respuesta a la declaración de May, afirmó frente a los parlamentarios que el Partido Laborista se aseguraría de que el gobierno tenga en cuenta cada etapa de las negociaciones. “El pueblo británico tomó la decisión de salir de la Unión Europea, y el Partido respeta esa decisión”, apuntó, pero aclaró: “Si la primera ministra quiere unir al país, como dice que pretende hacer, el gobierno necesita escuchar, consultar y representar a todos, no sólo los ideólogos de su partido sentados en sus propias bancas”. Según opinó, Gran Bretaña va a cambiar como resultado de salir de la Unión Europea, pero la pregunta es cómo. “Hay conservadores que quieren utilizar el Brexit para convertir este país en un paraíso fiscal de bajos ingresos”, dijo el líder laborista. En ese sentido, aseguró que esa decisión con la que está amenazando tomar la primera ministra, es imprudente y perjudicial.

A su vez, la principal ministra escocesa, Nicola Sturgeon, afirmó que el gobierno de May dio un salto al vacío al desencadenar el Artículo 50, aunque consideró que aún no puede responder a las preguntas básicas sobre lo que en realidad significa el Brexit. En tanto, el eurófobo y ex líder del partido UKIP, Nigel Farage, celebró la activación del Artículo 50 con una cerveza en la mano en un conocido bar en Westminter, cercano al Parlamento, según comentó un columnista de Fox News, que lo vio allí. Farage afirmó también en una entrevista a la BBC, que el Brexit no es un “incidente aislado”, y que le gustaría “ver cómo se rompe” la Unión Europea.

Al término de dos años de negociaciones, en marzo del 2019, la UE habrá perdido a un miembro del Consejo de Seguridad de la ONU y potencia nuclear, y habrá ganado, a su pesar, un ejemplo que otros sentirán la tentación de seguir. A su vez, el Reino Unido podría perder a Escocia e Irlanda del Norte si el descontento de ambas con el Brexit acaba en independencia. Los mandatarios europeos tienen previsto establecer sus grandes líneas de negociación el próximo 29 de abril en una cumbre en Bruselas, sobre la base de la propuesta que Tusk les presentará antes del viernes. España ya anunció por su parte una minicumbre con Francia, Italia, Portugal, Grecia, Chipre y Malta el 10 de abril para coordinar sus posiciones. Las negociaciones propiamente dichas empezarán a finales de mayo, principios de junio, y el primer cara a cara entre May y los líderes de “los 27” será el 22 de junio.

 

P12

Cisjordania: Con el aval del socio

Dos días después de hablar por teléfono con Donald Trump y acordar una reunión en Washington en febrero, el primer ministro israelí, Benjamin Netanyahu, dio luz verde a un paquete de unidades residenciales que se construirán en su mayoría en grandes bloques de asentamientos judíos de Cisjordania. El gobierno del primer ministro israelí aprobó ayer la construcción de 2.500 nuevas viviendas en esa zona y advirtió que no prevé finalizar este tipo de iniciativas, a pesar de haber sido declaradas ilegales por el Consejo de Seguridad de Naciones Unidas.

Netanyahu y su ministro de Defensa, Avigdor Lieberman, anunciaron que la mayoría de las viviendas autorizadas serán edificadas sobre asentamientos que ya existen, mientras que un centenar corresponden a Beit El, enclave que recibió fondos de Jared Kushner, yerno y asesor del nuevo presidente de Estados Unidos, Donald Trump, según medios de prensa de Israel. Según el periódico The Jerusalem Post, el ultraderechista Lieberman dijo, en alusión a la zona de Cisjordania anexada a Israel desde 1967: “Vamos a recuperar la vida normal en Judea y Samaria”.

Para el ala dura del Ejecutivo israelí, la expansión de los asentamientos no es suficiente e insisten en la anexión de todo el área C de Cisjordania. “En el mejor de los escenarios, es un intento por evitar la extensión de la soberanía en Judea y Samaria; en el peor forma las bases para el establecimiento de algo menos que un estado palestino”, declaró Bezalel Smotrich, diputado del pro colonizador Hogar Judío al digital Israel National News.

Zeev Elkin, ministro de Medio Ambiente, sostuvo que las unidades residenciales serán destinadas a israelíes que ya residen en territorio ocupado y que, ante la falta de edificación en estos años, vivían en casas prefabricadas en asentamientos. El jefe del Consejo Yesha de Asentamientos Judíos, Oded Revivi, dijo que espera que las construcciones ordenadas por Netanyahu “sólo sean el comienzo de una oleada de nuevos edificios a lo largo de nuestra tierra ancestral después de ocho años muy difíciles”. Para la organización, que representa a 430.000 colonos, la construcción de “ciudades israelíes” en territorio ocupado es una respuesta a la paz al entender que permite a israelíes y palestinos vivir y trabajar juntos.

La respuesta palestina fue inmediata: Nabil Abu Rudaina, vocero del presidente de Palestina, Mahmoud Abbas, condenó la medida y calificó la decisión israelí de desafío y provocación. Abu Rudaina responsabilizó a la comunidad internacional por su indiferencia, por lo que pidió una reacción de Occidente ante esa decisión, que supone un obstáculo para restablecer la seguridad y la estabilidad y promueve el extremismo y el terrorismo, informó la agencia de noticias palestina Wafa.

La Organización para la Liberación de Palestina (OLP) ve en esta escalada de construcciones “un crimen de guerra y una flagrante violación de las leyes y convenciones internacionales”, especialmente de la reciente resolución 2334 de la ONU aprobada por la abstención de Estados Unidos, durante el último mes de presidencia de Obama. “Es evidente que Israel está aprovechando la inauguración de la nueva administración estadounidense para aumentar estas violaciones e impedir la existencia de un Estado palestino”, aseguró la dirigente de la OLP, Hanan Ashraw.

Netanyahu adelantó el lunes a los principales miembros del gobierno que se retomarían las construcciones. Las edificaciones serán inminentes en Ariel, donde se construirán 900 unidades; en Maalé Adumim se levantarán 90 casas, en Efrat 21; 18 en Elkana; 166 en Inmanuel; 86 en Migrón; 20 en Beit El; 150 en Oranit; y 100 en Givat Zeev; señaló el diario Haaretz. “Estamos construyendo y seguiremos construyendo”, aseguró Netanyahu. La nota oficial afirma que también se desarrollará una zona industrial cerca de Hebrón, que será una de las infraestructuras más grandes previstas hasta ahora, según un comunicado del gobierno.

El domingo, Netanyahu anunció que levantará las restricciones para ampliar asentamientos en Jerusalén Este, donde hasta ahora se habían limitado por la presión internacional, después de que la Alcaldía aprobara la construcción de 566 casas en la zona ocupada de la ciudad. Desde que Donald Trump fue elegido presidente, aumentaron las voces que piden la extensión de las colonias y la anexión del área C, bajo control militar exclusivo y control civil casi total de Israel, desde los Acuerdos de Oslo.

 

FUENTE: P12

Miércoles Negro. Ni una menos

ni-una-menos

Las calles, plazas y otros espacios públicos del país, se cubrieron ayer por un mar de personas que reclamaban contra la violencia machista ante la alarmante cifra de femicidios. Hoy, los principales diarios nacionales grafican esta gigantesca movilización que incluso, trasciende las fronteras del país hacia distintos puntos de América Latina.

AF
AF
« 1 de 8 »